Todos los servicios municipales, implicados en el plan de choque contra las drogas en Ciutat Vella

Todos los servicios municipales, implicados en el plan de choque contra las drogas en Ciutat Vella

El plan de choque contra la problemática de las drogas en Ciutat Vella, planteado en mayo del 2017 y consolidado en mayo de este año gracias a un acuerdo con el Grupo Municipal Demócrata y ERC, ha destinado cerca de 6 millones de euros a combatir los graves efectos que provoca sobre el vecindario la concentración de la venta y el consumo de drogas en todo el distrito y especialmente en el Raval.

El año 2018 se ha intervenido en más de cien locales y pisos que actuaban como puntos de distribución de droga. El 70% de estas viviendas se han recuperado para el uso de las personas propietarias, lo que también ha permitido que, además de evitar que continuara la práctica delictiva, se reintroducen algunos de estos pisos a la bolsa de alquiler municipal.

Además, se han detenido o investigado 401 personas, se han intervenido sustancias estupefacientes a 344 personas y se han retirado de la calle 32 armas blancas. Estas actuaciones han sido posibles gracias a una dotación más amplia de recursos de la Guardia Urbana que patrullan por los barrios y la buena coordinación con los Mossos, y también al refuerzo de los equipos de Vivienda para detectar pisos vacíos.

Otra de las medidas para hacer frente al incremento del consumo y el tráfico de drogas en el Raval ha sido el refuerzo de los equipos de educación de salud en la calle, que ha pasado de 10 a 23 efectivos, y la ampliación de los horarios del centro de atención a drogodependencias del Raval.

El centro de atención sociosanitaria Baluard también ha ampliado el horario de atención hasta cubrir una franja de la mañana a diez de la noche, de lunes a domingo. En el periodo de julio a octubre de 2018 ha sido abierto excepcionalmente las 24 horas. La plantilla se ha incrementado en un 22,5%.

Se han revisado las condiciones de todas las asociaciones cannábicas del distrito de Ciutat Vella para poder detectar las que estaban incumpliendo los requisitos o no tenían una licencia en vigor. Este año se han cerrado 22, lo que sitúa en 63 la cifra total durante todo el mandato.

logo footer

Zona de Miembros